septiembre 20, 2011

171. Villancico fuera de lugar

Daniel Garro Sánchez

El día de hoy, faltando todavía meses para Navidad, les traigo un villancico pagano, o villancico ateo, o villancico oblicuo, o como gusten llamarlo; en resumidas cuentas, un villancico escrito por un no cristiano. Por ese motivo, supongo que no importa que no estemos en Navidad, si precisamente el mensaje es ese: que no hace falta que sea Navidad para ciertas cosas, en especial cuando hay tanta gente en el mundo que, por diferentes motivos, no la celebramos.

Se titula No hará falta Navidad.

Buenas noches, buena gente de por estos rumbos.

La nieve me atrapó, vengo dando tumbos,

en los huesos siento el frío de la Noche Buena;

un poquito de calor, solo eso quiero.

No celebro Navidad, vengo de otros lados;

para mí es un día más, no tengo adornados;

pero esta noche en que la tormenta suena,

un poquito de calor, solo eso quiero.

Tengo una casa allí, junto al monolito;

tengo chimenea y té, siempre calientito;

mi puerta abierta está, siempre para ustedes;

y no hará falta la nevada, no hará falta Navidad.

Hombres gentiles de fe, niñas de ojos claros,

déjenme brindar de pie y estrechar sus manos.

Hoy yo soy su comensal, mañana ustedes;

y no hará falta la nevada, no hará falta Navidad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada