mayo 22, 2012

195. La guerra de los mensajes



Mario Valverde M.

¡Qué belleza¡ Esa forma de traducir mensajes enviados por cometas. Imaginemos por un momento, que todas las batallas del mundo, fueran decididas de esa forma: cometas que se elevan en los cielos-Facebook-mensajes de texto; mientras los soldados, los tanques de guerra, aviones, cohetes teledirigidos, submarinos, esperan las decisiones de sus generales que juegan a interpretar los augurios, movimientos, textos, videos, oraciones y todo tipo de mensajes. Y al final uno de los bandos se rinda sin disparar un tiro, porque de no hacerlo las consecuencias serían fatales para soldados y población. Una parte perdona a la otra, la otra entrega las armas y las dos partes pasan a vivir en PAZ, cantando detrás de biombos, según J.L Borges en su cuento El dragón y la zorra, donde la terrible viuda pirata Ching, quien era “una mujer sarmentosa, de ojos dormidos y sonrisa cariada”, enfrentó al general Teng-kei, enviado por Kea –King, el Hijo del Cielo, en la batalla que nunca se dio, en el delta del Si-Kiang. La viuda leyó el siguiente mensaje “la lenta y confusa fábula de un dragón que siempre había protegido a una zorra” y tradujo la pirata “la zorra (la viuda) busca el ala del dragón”, y de inmediato arrojó las dos espadas al río. Eso es todo, si hubiéramos aprendido la humildad de arrojar las espadas al río, se imaginan todo el ahorro histórico de vidas perdidas, ciudades destruidas.

Bueno, parece que eso sólo es posible en la maravillosa ficción de la literatura, antípoda de la realidad sin compasión, donde la historia solo registra a los vencedores a cambio de la destrucción de los perdedores, que no tienen derecho a enviar señales, caso de Hiroshima-holocausto Nazi-holocausto de la conquista de España en América-Viet Nam-narco carteles. No les parece que el refugio literario en la propuesta de Borges, aunque sea por un ratito de magia, vale la pena, para despertar en esta horrible realidad donde los mensajes dejan muertos y muchos muertos que espantan a las criaturas más racionales de la naturaleza: USTED, AMIGO LECTOR, DECIDE, ESCOGE, DONDE QUIERE QUE LE INTERPRETEN SUS MENSAJES.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada